Histórico: ya hay más mujeres que hombres practicando running

La historia de las mujeres con el running empezó a escribirse en el año 1967. Ese año, en contra de todo y todos, la estadounidense Katherine Switzer desmontó la creencia que había hasta ese momento de que las mujeres no eran capaces de correr más de 2 kilómetros, finalizando los 42 kilómetros de la maratón de Bostón.

Fue la primera pero no fue la última.

Desde luego no fue fácil. Qué lucha contra los bien arraigados apostolados lo es. Ni antes de la maratón, ni durante.

Así lo contó en una entrevista a la BBC: «De repente escuché detrás de mí el sonido de unos zapatos de cuero, claramente no eran zapatos para trotar. Y vi a este hombre de mirada furiosa.

Fue aterrador. Me tomó por los hombros y me empujó hacia abajo, y trató de quitarme el número del pecho», cuenta.

Tengo que terminar esta carrera, así sea sobre mis manos y mis pies, porque si no la termino nadie creerá que las mujeres pueden hacer esto, que las mujeres deben estar aquí

Katherine Switzer

Primera mujer en correr un maratón

«Sal de mi maldita carrera y entrégame esos números», le dijo. «Y aunque me dio mucho miedo, mi novio lo tomó y sacó fuera de la carrera. En algún punto sobre la milla 21, la rabia me dejó.

Uno no puede correr largo si está enfadado. Le dije a mi entrenador: «Tengo que terminar esta carrera, así sea sobre mis manos y mis pies, porque si no la termino nadie creerá que las mujeres pueden hacer esto, que las mujeres deben estar aquí».

Y vaya si lo logró.

En la actualidad, según el estudio más grande hecho hasta la fecha, las mujeres ya dominan el running. Por primera vez en la historia, en 2018 representaron el 50.24 por ciento de todos los runners.

La característica distintiva, incluye el reporte, es que son más lentas pero rinden mejor.

La monstruosidad del estudio, realizado en conjunto por RunRepeat y la Asociación Internacional de Federaciones de Atletismo (IAAF, por su siglas en inglés), deja poco lugar para las dudas.

Katherine Switzer fue agredida antes, durante y después de correr los 42 kilómetros. Fue la primera mujer en hacerlo. En la actualidad, son mayoría.

Katherine Switzer fue agredida antes, durante y después de correr los 42 kilómetros. Fue la primera mujer en hacerlo. En la actualidad, son mayoría.

La investigación se realizó sobre 70.000 carreras y 107.9 millones de resultados desde los 5K a Maratón en el periodo 1986 a 2018, que incluyó el 96% de las carreras en USA y 91% en Europa, Canadá y Australia, junto a las más masivas en Asia, África y Sudamérica, excluyendo a los atletas elites.

Más lentas, pero rinden más

Los hombres, de media, corren un 7% más rápido que las mujeres. Pero las mujeres toman la delantera a sus compañeros corredores hombres en un aspecto: el rendimiento. La proporción de ellas que llega a la meta en comparación con los hombres es mayor.

Según Jans Jakob Andersen, el líder del estudio, las mujeres son más inteligentes a la hora de regular sus energías y corren de una manera “más cerebral” que los hombres, haciendo que su desempeño sea mejor que el de los hombres cuanto más larga sea la carrera.

Las mujeres son más inteligentes a la hora de regular sus energías y corren de una manera “más cerebral” que los hombres, haciendo que su desempeño sea mejor que el de los hombres cuanto más larga sea la carrera.

Las mujeres son más inteligentes a la hora de regular sus energías y corren de una manera “más cerebral” que los hombres, haciendo que su desempeño sea mejor que el de los hombres cuanto más larga sea la carrera.

Muchos hombres, según Andersen, agotan sus energías más rápidamente y comienzan a bajar su ritmo en las carreras más largas (especialmente las de más de 10km) algo que sucede en los sectores jóvenes (hasta 15 años) y los más adultos (después de 50 años), mientras que entre las mujeres el ritmo se mantiene más constante a través de los rangos etarios.

El top 3 de países con mayor porcentaje de mujeres runners es Islandia (59%); USA (58%) y Canadá (57%); en la otra vereda, las naciones con mayor porcentaje de varones son Suiza (84%); Japón (83%) e India (81%).

Hay menos corredores

Según muestra el estudio, por primera vez la participación en las carreras va disminuyendo. A partir de 2016, cuando un máximo de 9,1 millones de personas llegó a la meta, hubo un descenso en las inscripciones del 13%. Hasta ese año la curva de crecimiento del running había incrementado un 57% los últimos 10 años

Según Jans Jakob Andersen, el líder del estudio, las mujeres son más inteligentes a la hora de regular sus energías y corren de una manera “más cerebral” que los hombres, haciendo que su desempeño sea mejor que el de los hombres cuanto más larga sea la carrera.

Según el estudio, Asia es la excepción. Allí es donde ha habido un aumento significativo de corredores, pero no lo suficiente como para equilibrar la disminución en los demás países.

Los números muestran que en los últimos dos años las carreras de 5 km han perdido un 13% de inscriptos, en tanto, los medio maratones han tenido una baja del 25%. Por su parte, los 10 km y los maratones registraron una disminución menor, siempre con menos seguidores, pero permaneciendo más constantes con el tiempo.

El motivo de esta contracción no está del todo claro, pero algunas causas posibles se consideran en la investigación. Una primera hipótesis tiene en cuenta la gran explosión de la carrera en los últimos 10 años, con un increíble crecimiento del 54% de los participantes en competiciones de carrera.

Por lo tanto, especulan los investigadores, una disminución se considera natural y normalmente se registra en otros deportes de masas.

Por primera vez en la historia, hay más mujeres que hombres participando en carreras. En 2018, el 50,24% de los corredores eran mujeres.

Por primera vez en la historia, hay más mujeres que hombres participando en carreras. En 2018, el 50,24% de los corredores eran mujeres.

Una segunda hipótesis considera, en cambio, los desafíos del corredor moderno. Una vez correr una maratón fue el objetivo más ambicioso que se pueda imaginar y las otras carreras fueron pasos para acercarse a los 42 km.

Ahora necesitamos nuevos retos, mayores distancias y encontrar nuevos límites para superar.

En apoyo de esta idea se puede observar el auge de la popularidad de los ultra-maratones, el trail running y el triatlón, con el Ironman en particular activando la competitividad de los participantes.

Aumentó la edad promedio y empeoró el tiempo

Una evaluación final se refiere a un cambio demográfico en la población de corredores. Los nuevos corredores tienen una edad promedio más alta, que pasa de 35 a 39 años.

La edad media de los corredores aumentó de 35 a 39 años, según el estudio.

La edad media de los corredores aumentó de 35 a 39 años, según el estudio.

Además, están dispuestos a viajar con más frecuencia para participar en los eventos y para esto eligen un número menor de competencias, pero con más atención.

El crecimiento en la edad promedio de los corredores también condujo a un aumento en los tiempos de rendimiento promedio. Un ejemplo es el maratón, que pasó de anotar en la prueba de tiempo 3:52:35 de 1986 a 4:28:56 de 2001, casi 36 minutos más en 15 años.

Los tiempos se han establecido después de 2001, con un promedio de 42 km incrementado en solo 4 minutos.

El estudio también compila una clasificación de los mejores y peores países en las 4 distancias (5 km, 10 km, media maratón y maratón). Entre los más rápidos están los corredores españoles, seguidos por los portugueses y suizos.

Sin embargo, los corredores suizos tienen la medalla de oro por velocidad. No solo son, de hecho, los más rápidos del mundo en su categoría, sino también el 63% de los hombres en todos los países estudiados.

Esto es aún más curioso, considerando que Suiza tiene el porcentaje más bajo, solo el 16%, de participación femenina en carreras de pies.