El Senado de Estados Unidos, con mayoría del partido republicano, rechazó este jueves la emergencia financiera declarada por Donald Trump para costear el muro en la frontera con México.

El hecho ocurrió dos semanas después de que la Cámara baja tomara la misma determinación. El mandatario ya comunicó que vetará la resolución.

Con 59 votos a favor y 41 en contra, un total de 12 senadores conservadores le dieron la espalda al partido republicano, y cancelaron así la proclamación de la emergencia en la frontera sudoeste del país invocada por el Presidente en febrero.

A partir de esta última, Trump pretende utilizar u$s3.600 millones para levantar una pared entre el territorio mexicano y el estadounidense.

Luego de que se dieran a conocer los resultados de la votación en el Senado, Trump no demoró en anunciar su veto a la resolución promulgada por el Congreso a través de una sucinta pero directa publicación en su cuenta de Twitter.

Es que pese a la votación del Congreso a favor de bloquear la declaración del mandatario, se necesita de la aprobación de dos tercios de los legisladores para superar los vetos presidenciales.

Además de hacer el anuncio en las redes sociales, Trump ratificó su decisión de vetar la resolución en una rueda de prensa en la Oficina Oval de la Casa Blanca, donde aseguró: “Voy a hacer un veto. La declaración no se anulará”. Y remató: “Se trata de la seguridad fronteriza del país”.

De llevar adelante la medida, será la primera vez que el Presidente de Estados Unidos haga uso de esa facultad desde su llegada a la Casa Blanca en enero de 2017.