Latidos rápidos, lentos o irregulares: qué es la fibrilación auricular

Taquicardias, sensación de falta de aire, mareos, cansancio y sensaciones de dolor en el pecho, son algunas de las señales de esta arritmia cardíaca que afecta a cerca de 50.000 nuevas personas cada año en América Latina.

En su mayoría, los pacientes son adultos mayores: 8 de cada 10 personas que la padecen tienen más de 65 años.

La Fibrilación Auricular altera el flujo normal de sangre a través del corazón, lo que puede conducir a la formación de coágulos sanguíneos causando un accidente cerebrovascular (ACV) y deteriora la función cardíaca provocando insuficiencia cardíaca

Datos internacionales confirman que es una patología cuya prevalencia aumenta exponencialmente con la edad, y que incrementa en 2,4 veces la posibilidad de sufrir un Accidente Cerebro Vascular (ACV).

En muchos casos la FA es una enfermedad asintomática, es decir, que los pacientes sólo descubren que sufren de esta arritmia con su manifestación más grave, el ACV.

Gracias a los avances de la medicina el tratamiento de la Fibrilación Auricular puede ser abordado con diferentes opciones terapéuticas que van desde la medicación adecuada hasta una técnica de última generación, como es la ablación.

Este es un procedimiento a través del cual se aplica radiofrecuencia (calor) a través de un catéter y se cauteriza la zona afectada permitiendo su curación en más de un 80% de los casos. Este es hoy el tratamiento con mejores resultados en el control de esta arritmia.

Una ablación temprana es la que brinda los mejores resultados en el tratamiento de la FA. A largo plazo disminuye el riesgo de mortalidad y hospitalizaciones, libera al paciente de realizar tratamientos farmacológicos crónicos.

La campaña tiene el objetivo de difundir, concientizar y lograr un tratamiento temprano. Puede seguirse desde el hashtag #MiArritmia y desde la web www.miarritmia.com